Como el estres te enferma

El Sentirse abrumado nos puede afectar desde nuestra digestión hasta estar en riesgo de tener un problema cerebrovascular.

El famoso consejo, “Deja de preocuparte! El estrés es malo “es cierto, pero como con un gran número de recomendaciones sobre la salud, al ser una recomendación vaga y sin sustento lo hacia poco impactante.
Es como cuando nos dicen que dormir bien  es importante, o que debes comer más fibra: son ese tipo de cosas que recomiendan hacer, pero que es poco probable que lo hagamos, porque no es claro que realmente sean saludables.

En el video que presentamos en la parte de abajo del TED Ed, escrito por el profesor de medicina de  la Universidad Emory, Sharon Bergquist, aclara cómo en realidad el estrés afecta nuestro cuerpo, aclarando lo que los científicos conocían hasta ahora acerca de la conexión del estrés y la enfermedad.

Artículo relacionado. Trucos contra la ansiedad para Comer

El vídeo explica, que cuando estás estresado, las glándulas suprarrenales permiten la liberación de las hormonas cortisol, la adrenalina y la norepinefrina. La adrenalina acelera el ritmo cardíaco y puede aumentar la presión arterial. El cortisol provoca cambios en los vasos sanguíneos que pueden, con el tiempo, aumentar el riesgo de ataque al corazón o de un derrame cerebral. Mientras tanto, el cerebro transmite las señales de estrés al intestino, lo que hace que cambie  su rutina para permitir que sus funciones se centren en el factor de estrés. Esto es lo que hace que sientas “mariposas en el estómago” , pero también puede hacer que tengas problemas digestivos y asimismo afectar la composición de las bacterias intestinales.

El cortisol, por su parte, también puede aumentar el apetito y estimular a que el cuerpo almacene grasa en el vientre. Y además los compuestos de grasa liberan las  llamadas citoquinas, que a su vez aumentan el riesgo de desarrollar enfermedades crónicas. Cuando el estrés es crónico, más que el temporal, puede perjudicar el funcionamiento del sistema inmunológico,  haciendonos más vulnerables a la infección.

El estrés es más perjudicial para las personas que lo experimentan todo el tiempo. Trabajar muchas horas en la oficina para cumplir con un plazo puede ser poco saludable y estresante. Pero las personas que están estresadas constantemente por temas como pagar el alquiler o como cuidar a sus hijos puede ser mas impactante.

Para mitigar algunas de estas consecuencias para la salud, Bergquist recomienda ver tus factores de estrés “como los desafíos que puedes controlar y dominar.” Es más fácil decirlo que hacerlo, pero teniendo en cuenta que está en juego,  vale la pena probar.

 


Ref: www.theatlantic.com

Pin It on Pinterest

Shares
Share This

Bajar de peso5